lunes, noviembre 29, 2021
lunes, noviembre 29, 2021

Balnearios que no hay que perderse en la Toscana

distance from your position km , mi
directions
Aunque Florencia -la ciudad de los Medici- se encuentra en el interior, no faltan playas a las que se puede llegar fácilmente en coche o en tren.

Probablemente, un traje de baño y una toalla de playa no sean de las primeras cosas que se le ocurran meter en su maleta antes de partir hacia Florencia. Sin embargo, sobre todo después de un viaje a Florencia en verano, es posible que sienta el deseo de buscar un poco de refresco en una de las muchas playas que salpican la costa toscana. La más cercana, destino favorito de los florentinos más elegantes, es Forte dei Marmi, situada en el noroeste de la Toscana, en el corazón de la Versilia. Con sus largas y bien equipadas playas, salpicadas de restaurantes con vistas al mar y clubes frecuentados por VIPs, boutiques de moda y exclusivas discotecas, es el destino favorito para un fin de semana de diversión. Una alternativa válida es la animada Viareggio, tierra del carnaval homónimo. Situada a poca distancia de Forte dei Marmi, cuenta con más de 10 km de playas de arena y un pintoresco centro repleto de arquitectura Art Nouveau y lugares íntimos donde disfrutar de las especialidades de pescado. Si, por el contrario, tiene un presupuesto más ajustado pero no quiere perderse la vitalidad de la Versilia, puede hacer una escapada al Lido di Camaiore o a Marina di Pietrasanta, a medio camino entre Forte dei Marmi y Viareggio. Cabe destacar que en el corazón de Pietrasanta se encuentra la histórica Villa la Versiliana, antigua residencia de vacaciones de personalidades del calibre de Gabriele d’Annunzio.

Más al sur, en la zona conocida como Costa degli Etruschi (Costa de los Etruscos), en la provincia de Livorno, se respira un ambiente completamente diferente y más relajado. Vada, por ejemplo, es perfecta para los amantes de la naturaleza con sus playas libres encerradas entre el azul del mar y el verde intenso de la vegetación circundante. Aquí el litoral recuerda a los destinos caribeños más famosos gracias a sus aguas poco profundas y transparentes y a su arena fina y clara.

El cercano Castiglioncello, por su parte, es conocido como «la perla del mar Tirreno» por sus impresionantes paisajes, caracterizados por escarpados acantilados, calas y bosques de pinos. De muy fácil acceso en tren directamente desde Florencia, la playa de Quercianella, también en la provincia de Livorno, es excelente para los amantes del Mediterráneo y perfecta para el buceo y el submarinismo.

Si eres un amante de la naturaleza casi virgen, la zona cercana a Grosseto es perfecta para ti. Lugares como Follonica, Punta Ala, Castiglione della Pescaia son los más populares entre los viajeros de todas las edades. Por no hablar de la belleza del paisaje y la naturaleza cerca de la playa de Cala Violina, a la que sólo se puede llegar a pie por un camino de tierra o por mar.

Sigue soñando