jueves, agosto 18, 2022
jueves, agosto 18, 2022

Forte dei Marmi: el encanto de la jet-set

distance from your position km , mi
directions
Las bicicletas, los pinos marítimos, el largo muelle que se adentra en el mar, los históricos clubes de playa y las villas de estilo Liberty escondidas a la sombra del pinar hacen de Forte dei Marmi un destino único.

Forte dei Marmi es una famosa estación balnearia de la provincia de Lucca que toma su nombre del fuerte situado en el centro de la ciudad y de los mármoles de los cercanos Alpes Apuanos. Desde principios del siglo XX ha fascinado a industriales como las familias Agnelli y Siemens y a intelectuales como Thomas Mann o Luchino Visconti, por citar algunos, convirtiéndose también en un punto de referencia para la alta sociedad europea. El mayor auge turístico se produjo en la posguerra, cuando se convirtió en uno de los lugares de vacaciones más glamurosos de Italia y fue invadido por personalidades y famosos, por la alta burguesía milanesa y toscana y «veraneantes» que esperaban tener un poco de polvo de estrellas.

Hoy en día, «Il Forte«, como lo llaman los habituales, conserva su propia aura refinada y nebulosa. Aquí, en los meses de verano, los días pasan perezosamente, entre la playa (de nada menos que 5 kilómetros) y el pinar. A última hora de la tarde, antes de tomar el aperitivo en los bares locales, frecuentados por futbolistas y estrellas del mundo del espectáculo, se puede ir de compras a las boutiques del centro de la ciudad. Y si se queda un rato para ver la puesta de sol desde la playa, no se preocupe, porque las tiendas permanecen abiertas hasta la noche en los meses de verano. Todas las grandes marcas de la moda italiana tienen tiendas en Il Forte, pero tampoco faltan las tiendas multimarca, con una rica oferta de marcas internacionales. Pero las verdaderas joyas son las tiendas históricas que fabrican desde calzado artesanal hasta zuecos hechos a mano para personalidades y familias reales, así como la sastrería de antaño, con un encanto ancestral y fardos de telas preciosas.

Las noches, en cambio, pasan rápidamente, en locales nocturnos de moda como Twiga o el histórico La Capannina di Franceschi, un local emblemático de los años 60, que ha contribuido poderosamente a construir la iconografía de la Forte dei Marmi de la época y aún hoy. Unas vacaciones en Forte dei Marmi giran en torno a rituales que parecen eternos: los miércoles, por ejemplo, se celebra el legendario mercado, una auténtica boutique al aire libre en la que se pueden comprar tejidos preciosos o cerámicas para el hogar junto al mar, pero también artículos de cuero, sombreros de paja y cardigans de cachemira, todo estrictamente Made in Italy. Ni que decir tiene que no puede esperar encontrar precios de mercado de barrio, pero la calidad, como sabemos, hay que pagarla.

Viajar en bicicleta por Forte dei Marmi es de rigor, pero alternativamente, sobre todo si se tienen niños pequeños, se puede alquilar un rickshaw y divertirse paseando por el paseo marítimo. Pero Forte dei Marmi también es cultura: todos los años, en los meses de julio y agosto, dentro del gran parque de pinos marítimos de la Versiliana, se celebra el festival del mismo nombre, que incluye conciertos, obras de teatro y diferentes tipos de eventos.

Sigue soñando